Senado debe avalar cambio a T-MEC: Ramírez

El Universal/Ivette Saldaña 

Por mínimo que sea, cualquier cambio en el Tratado entre México, Estados Unidos y Canadá (T-MEC) deberá ser ratificado por el Senado, ya sea vía una carta paralela o una modificación al texto del acuerdo, dijo el expresidente del tribunal de apelaciones de la Organización Mundial del Comercio (OMC) y socio de RH consultores, Ricardo Ramírez.

Hace días, el subsecretario para América del Norte de la Secretaría de Relaciones Exteriores, Jesús Seade, comentó que negocian “acuerdos complementarios” o “mejoras” con el gobierno de Estados Unidos en materia  laboral, ambiental, patentes para medicinas biológicas y solución de controversias.

Estos acercamientos los hace el gobierno para que el Congreso estadounidense avale el TMEC, por presión de legisladores demócratas. Ramírez expuso que, para empezar, el gobierno mexicano tiene que explicar qué entiende por “mejoras” o “acuerdos complementarios”.

En segundo lugar, dijo, resulta sorprendente que sea Seade el encargado del proceso, pues no tiene facultades para negociar acuerdos comerciales, tarea que le corresponde a la Secretaría de Economía.

“¿A qué se refieren con mejoras? Para que sea obligatorio el tratado o, cualquier cosa que se negocie y se haga obligatorio para las tres partes, se requiere presentarlo al Senado a través de una carta paralela o modificación del mismo texto del tratado”, expuso.

Recordó que después de que se firmó el Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN) se negociaron unas cartas paralelas con Estados Unidos y ese mismo instrumento de negociación bilateral se tuvo en el Acuerdo Integral y Progresista de Asociación Transpacífico (CPTPP).

“Sí puede haber compromisos bilaterales, como en su momento pasó con el CPTPP, en donde México pactó con ciertos países determinados compromisos a través de cartas paralelas que se aprobaron en el Senado, como también pasó con el TLCAN”, dijo Ramírez.

Reiteró que es irrelevante “el alcance de la modificación al T-MEC, grande o chica, si se quiere obligar al gobierno de México a cumplir, tiene que pasar por el Senado. No se puede pactar en lo oscurito”.

Al respecto, vicepresidente de negociaciones internacionales del Consejo Empresarial Mexicano de Comercio Exterior (Comce), Eugenio Salinas, expuso que Seade les comentó que no se busca hacer cambios a los capítulos del T-MEC.

Por ejemplo, en materia de solución de diferencias, detalló, “la idea es proponer un lenguaje para reglamentar la elección de panelistas y evitar el bloqueo de paneles que resuelven diferencias comerciales”.

Sin embargo, dijo que hasta el momento “no hay una propuesta” y no se sabe qué cambios habrá porque Seade solamente está “acordando con ellos (los estadounidenses) lo que sí habrá porque Seade solamente está acordando con ellos (los estadounidenses) lo que sí puede volar y lo que no”.

Noticias