Estos son los países que permiten la circulación de los doble remolque

Antagonistas del doble remolque han utilizado por años el argumento de que esta configuración solo existe en México, y otros, un poco más informados, declaran que solo en nuestro país cargan un gran peso. Falso. Gobiernos de diferentes naciones han apostado por estas unidades para solventar las necesidades del transporte de carga y eficientar la actividad logística.

El caso más próximo es el de Estados Unidos. En el vecino país, el peso máximo estándar es de 80,000 libras –equivalente a poco más de 36 toneladas– cargas indivisibles. No obstante, la legislación de algunos estados permite superar dicho límite en determinadas situaciones.

Por ejemplo, en Dakota del Sur, se autoriza el tránsito de vehículos doble remolque sin un límite de peso y ejes en carreteras interestatales, siempre y cuando cumplan con la Federal Bridge Gross Weight Formula –conocida como la fórmula del puente–, una expresión matemática que previene que los camiones dañen carreteras y puentes calculando un peso máximo según su número de ejes y separación de los mismos. Se tiene documentada como una de las configuraciones más grandes un tractocamión y dos remolques de 45 pies, un total de 17 ejes soportando 170,000 libras, es decir, 77 toneladas.

Otras demarcaciones como Michigan, Nueva York, Alaska, Idaho, Utah y Montana permiten en vías estatales vehículos de doble remolque de 58 a 63 toneladas.

Más al norte, en Canadá, la legislación federal autoriza la circulación de unidades de carga de hasta 62.5 toneladas y 27.5 metros de largo; sin embargo, en vías locales, los Gobiernos de ocho de sus 10 provincias permiten el tránsito del bitren, que soportan 63.5 toneladas en ocho ejes.

Adicionalmente, en la provincia de Quebec, bajo un permiso especial y tras cubrir una capacitación para operadores, se acepta el uso de un tractocamión con doble remolque de 53 pies, un total de 40 metros de largo y con capacidad para 67.5 toneladas.

Bitrenes al sur del continente

En Sudamérica estos vehículos consisten en un camión con al menos dos remolques que se articulan entre sí mediante una quinta rueda. Su largo puede, según el país, entre 19 y 30 metros, con pesos entre 53 y 75 toneladas

Brasil resulta un caso excepcional, a pesar de que su experiencia con los doble remolque se remonta a 2006, cuando el Consejo Nacional de Tránsito estableció un permiso especial para configuraciones biarticuladas con un peso bruto total de hasta 74 toneladas y una longitud máxima de 30 metros, la industria maderera del país ha logrado la autorización para unidades de hasta 91 toneladas, las cuales solo pueden viajar hasta los 60 km/h.

En dicho país, el tránsito de los doble remolque está restringido durante el día en calzadas simples, y pueden ser permitidos para circular en horarios nocturnos en las autopistas.

En Argentina, desde 2018, la Ley Nacional de Tránsito autorizó la circulación del bitren –hasta ese momento solo permitidos en la provincia de San Luis– de hasta 20.50 metros y 60 toneladas. Aquellos que superen dichas medidas (22.40 a 25.50 m), además de solo transitar por corredores habilitados por la Dirección de Vialidad Nacional, deben solicitar un permiso y podrán pesar un máximo de 75 toneladas.

Asimismo, pueden circular con Permiso de Tránsito de dicha dependencia en rutas nacionales aquellos vehículos cuyo largo sea superior a 25.50 metros e inferior a 30.25 m, con peso máximo de 75 toneladas.

Por su parte, Paraguay autorizó la circulación del bitren por un tramo de su Corredor Ruta Nacional No. 5, desde el cruce internacional con Brasil hasta el Puerto de la ciudad de Concepción. Así se permitió, de forma experimental, el tránsito de estos vehículos con siete ejes, particularmente para impulsar el mercado de la soya entre ambos países.

El Ministerio de Obras Públicas y Comunicaciones (MOPC) explicó que estas unidades pueden transportar de 45 a 82% más carga que las configuraciones convencionales previamente autorizadas en el país; el peso neto de carga aumentó de 28 a 50.7 toneladas, pero con 19% menor peso por eje, lo que permite reducir el daño a la infraestructura vial en un 57 por ciento.

En Uruguay, el bitren transita exclusivamente en un corredor (Algorta-Fray Bentos), debido a que hay muchas rutas y puentes que no están preparados para recibir al bitren. El Ministerio de Transporte y Obras Públicas explicó que una eventual extensión dependerá del estudio de las estructuras y de las características geométricas de cada vía.

Europa, pioneros en el tema
Luego de que Suecia y Finlandia se sumaran a la Unión Europea en la década de los 80, las dos naciones rechazaron aplicar las normas de pesos y dimensiones de esta comunidad, ya que ambos países llevaban mucho tiempo estudiando las ventajas medioambientales y de competitividad que la circulación de los vehículos doble remolque brindan.

Así, con la finalidad de encontrar una solución que permitiera a transportistas extranjeros competir con igualdad en estos países, se logró el compromiso de aumentar los pesos y dimensiones permitidos en las carreteras del viejo continente.

De esta forma, se creó el European Modular System (EMS), un concepto que permite a las autoridades nacionales autorizar camiones más largos que el máximo “normal”: 25.25 metros de longitud y una capacidad de 60 toneladas. Sin embargo, los países miembros de la Unión Europea son libres de permitir otras combinaciones para tránsito nacional.

Cabe destacar que, en los dos territorios pioneros de esta configuración, se registran los máximos del continente: 76 y 74 toneladas en Finlandia y Suecia, respectivamente. Ambos establecieron un límite de velocidad de 80 km/h.

Sus pasos fueron seguidos por los Paises Bajos, que en 2011 determinó los mismos máximos del EMS, luego de ralizar pruebas desde 2007, en las que concluyeron que los doble remolque brindan mayor eficiencia logística y seguridad, así como una reducción en el impacto ambiental.

De igual manera, Noruega -pais que no es miembro de la UE- aprobó en 2015 las mismas condiciones, exceptuando algunos tramos carreteros que solo soportan 50 toneladas. Asimismo, determinó que en éstos no se pueden transportar mercancías peligrosas.

Por otro lado, en 2016, en España se decretó que, tras los avances técnicos en el diseño de vehículos de transporte por carretera y la mejora de la infraestructura en el país, se autoriza aumentar un peso máximo de 60 toneladas y 25.25 metros de largo. En 2017, Alemania se sumó a la iniciativa e incrementó el peso máximo de sus vehículos de carga a 45 toneladas y un largo de 25.25 metros; esta decisión se tomó luego de cinco años de pruebas.

En 2009, miembros del International Road Transport Union (IRU) se propusieron impulsar la reducción de emisiones de CO2; su meta es disminuirlas en 30% para 2030 y en 60% para 2050. Bajo esta premisa, se estima que el uso de vehículos doble remolque, en aplicaciones de largos recorridos, ayudará a reducir 3.5% dichas emisiones para 2030 (considerando -17.5% promedio por toneladas-kilómetro), y 7.5% para 2060.

En este sentido, el organismo señaló que si la Comisión Europea se decidiera a hacer más flexible la circulación de las unidades de gran capacidad para que sean utilizadas en recorridos transfronterizos, daría certidumbre sobre el verdadero impacto logístico.

Otras Experiencias
Históricamente, Australia es conocido como uno de los países que permiten la circulación de vehículos con doble remolque con 14 configuraciones diferentes, incluyendo el uso de camiones rígidos y remolques pequeños (dog trailer). Además, en dicho territorio transitan legalmente unidades conformadas por un camión y hasta cuatro cajas, combinación que alcanza los 53 metros de largo y soporta 130 toneladas.

Gobierno local señala que los vehículos de alta capacidad son importantes para la eficiencia del autotransporte de carga en Australia, ya que reducen la cantidad de unidades en sus caminos.

En Nueva Zelanda, en 2010, aprobaron los Vehículos Motorizados de Alta Productividad (HPMV, por sus siglas en inglés), que pueden operar bajo permiso en rutas seleccionadas con configuraciones desde los 22 metros y 44 toneladas de capacidad, hasta los 23 metros y 62 toneladas.

Finalmente, desde 1996, Sudáfrica ha permitido la circulación de unidades de carga con doble remolque con un peso máximo de 56 toneladas y 22 metros de largo. Una decisión basada en el tipo de carga de dicho país: minería y productos agrícolas a granel.

Noticias